Menú
Zumo de verduras
5 minutos | Baja

Zumo de verduras

Si quieres disfrutar de deliciosos zumos de verduras no te pierdas estas recetas para unos zumos muy saludables.

Receta archivada en: Batidos y zumos, Comida vegana, Cocina rápida, Bebidas

Ingredientes para Menos 2 Más personas

Receta completa

Los batidos o zumos de verduras tienen innumerables maneras de combinar sus ingredientes. Entre todas ellas, te proponemos una receta donde poder combinar frutas y verduras de los tres tipos de colores principales: rojo, verde y naranja.  

 
Existen tendencias dietéticas donde prevalece una determinada tonalidad sobre el resto de los ingredientes, es decir, que se escogen aquellas frutas o verduras que mantengan ese color a la hora de realizar la mezcla. Aunque siempre habrá una combinación de ingredientes variados, apostar por uno u otro determina el grado de importancia que le estés dando a tu salud.  
Los batidos o zumos de verduras tienen innumerables maneras de combinar sus ingredientesLos batidos o zumos de verduras tienen innumerables maneras de combinar sus ingredientes

Distinción por colores 

El naranja en frutas y verduras está relacionado, principalmente y de manera directa, con la salud ocular. Este es el caso del mango y la zanahoria. No solo eso, sino que también mantienen la salud de nuestra piel, la boca y el estómago gracias a su efecto antiinflamatorio. Además, son alimentos ricos en vitamina A y antioxidantes.  
 
Los que pertenecen al grupo del verde son conocidos como los mayores aportadores de hierro, magnesio, potasio, folatos y vitamina K. El pepino, la espinaca y el apio que utilizaremos son recomendables para problemas en los huesos y las articulaciones, así como beneficioso para combatir retención de líquidos, disfunciones en el hígado y la anemia.  
 
Por último, el grupo de las frutas y verduras que adquieren una tonalidad rojiza, como el tomate y la manzana, toman una importancia nutricional elevada. Estos productos suelen destacar por su alto contenido en vitamina C, magnesio, antioxidantes, potasio, folatos y provitamina A. Los ingredientes que se aglutinan en este grupo ayudan a mejorar el sistema cardiovascular, la hipertensión arterial, la movilidad articular y a prevenir algunos procesos degenerativos.  
 

Elaboración del zumo de verduras

En la siguiente receta haremos uso de los ingredientes mencionados, mezclándolo entre sí para que contengan lo bueno de las verduras con lo fresco y lo dulce de las frutas. Eso sí, podemos seleccionar un cambio de ingredientes y probar nuevas propuestas, siempre y cuando pertenezcan al mismo grupo de color, para no variar mucho en las propiedades nutritivas.
 
Primero lavaremos y pelaremos las zanahorias, el pepino y el tomate. Una vez lo tengamos todo lo trocearemos en dados más o menos pequeños para que luego se pueda triturar con mayor facilidad. También añadiremos a esta mezcla el resto de las verduras: las hojas de espinacas y el apio, ya cortados y limpios.  
 
En el caso de las frutas, se recomienda dejar la piel para que se mezcle con el resto de la receta. La manzana, por ejemplo, es conocida por sus nutrientes contenidos en su corteza, por lo que será ideal para nuestra dieta mantener la piel y trocear la manzana con ella. La selección del color, en este caso roja, es porque el dulzor de este tipo es mayor que el de otro grupo tonal, que tienden a ser más ácidas. Con el mango procederemos de la misma manera: dejando la piel limpia junto con los dados cortados.  
 
Todos estos ingredientes los introduciremos en una licuadora potente y lo mezclaremos a una velocidad alta, añadiendo a los anteriores el perejil y unas gotas de limón. El indicador de que nuestro zumo de verduras está listo será cuando hayan transcurrido un par de minutos y veamos que todo queda homogéneo y sin tropezones. Puedes añadirle un vaso de agua a temperatura natural, para que no corte ni se quede demasiado espesa la mezcla. 

Esta es una receta muy sencilla y apta para todosEsta es una receta muy sencilla y apta para todos

Consejos de preparación

Al servir en un vaso amplio, lo mejor es introducir un hielo para tomarlo más fresco. Como otro extra a la receta, podemos añadir un puñado de frutos secos para mejorar la textura y el sabor, así como una mayor calidad en vitaminas, fibra y grasas beneficiosas para el cuerpo.  

Esta es una receta muy sencilla y apta para todos. Al combinar piezas de fruta con ingredientes vegetales es ideal para diabéticos, ya que no se añaden azúcares a las mezclas. Aunque no hay que abusar de ellos, ya que algunas frutas contienen mucho azúcar; al igual que demasiada proteína de verdura podría ser perjudicial si apostamos por una vida sedentaria o con poco ejercicio diario. Tampoco hay que tomárselos como sustitutivos de comidas, sino como complementos de estas o para tomar entre horas.

Te puede interesar

Comentarios