Menú
Tarta de manzana americana
50 minutos | Baja

Tarta de manzana americana

Esta deliciosa receta es muy fácil de preparar, y lo mejor de esta tarta es que se sale de la habitual, sin que la fruta se vea en la primera capa.

Receta archivada en: Tartas, Frutas, Cocina rápida, Española, Postres

Ingredientes para Menos 8 Más porciones

Receta completa

La tarta de manzana se ha convertido con el paso de los años en un símbolo de la cocina estadounidense, aunque, si bien es cierto, su origen es más bien difuso, puesto que algunos libros apuntan a que se trata de una receta inicialmente inglesa. Con esta receta, ideal para postres y meriendas, disfrutarás de la fruta de una manera distinta.

Utiliza ingredientes de calidad para que tenga un buen saborUtiliza ingredientes de calidad para que tenga un buen sabor

Elaboración

Lo primero que tienes que hacer es echar en un bol la harina con la sal.Calienta un poco su mantequilla e intégrala en pequeños tacos en la harina. Ve mezclando poco a poco hasta que consigas una masa. Después añade un poco de agua para que se vaya homegeneizando. Cuando tengas una masa, espolvorea un poco de harina en una mesa limpia y moldea la masa haciendo una pequeña bola.

Divide en dos partes iguales y envuelvelas con papel transparente cuando las tengas bien aplastadas. Pela las manzanas y pártelas en gajos finos quitando todas las semillas.

Echa en un bol el azúcar, un vaso de harina, canela y ralla nuez moscada. Añade también poco de sal y mezcla todos los ingredientes. Echa los trozos de manzana y mezcla bien para que se impregnen del sabor.De nuevo echa harina en una mesa y abre uno de los paquetes de masa. Con aydua de un rodillo, extiendela hasta que sea fina. Utiliza el plato o molde que vas a usar para cortar el contorno en tu masa.

Procura que quede jugosaProcura que quede jugosa

Después enrollala en tu rodillo para que sea más fácil trasladar a tu molde en el que encajará. Con ayuda de la mano, pega la masa en las paredes del molde y llénalo de la manzana. Echa un poco de mantequilla y pon por encima otra capa de masa de las mismas dimensiones.

Con ayuda de un tenedor o cuchillo, ve sellando los extremos al molde y haz pequeñas incisiones en la parte central. También puedes decorarla como quieras. Envuelvela con papel de aluminio por los extremos y métela 10-15 minutos en el horno hasta que se dore. A 180ºC y por la parte de arriba.

Te puede interesar

Comentarios