Menú
Papilla de frutas
15 minutos | Baja

Papilla de frutas

Las papillas de frutas son una forma estupenda de tomar las frutas recomendadas de cada día de una forma más original y perfecta para los más pequeños de la casa.

Receta archivada en: Frutas, Meriendas

Ingredientes para Menos 1 Más personas

Receta paso a paso

Papilla multifruta

  1. Lavamos las fresas y pelamos el melocotón, pera y manzana.
  2. Ponemos la fruta en una cazuela con agua cubriendo la fruta y echamos la vaina de vainilla o la media cucharadita de canela. Dejamos hervir durante 15 minutos.
  3. Trituramos todo y guardamos en un bote de cristal hermético.

Papilla de frutas con cereales

  1. Cocemos un poco de arroz o mijo y reservamos.
  2. Exprimimos media y pelamos medios plátanos y medio kiwi.
  3. Juntamos todo y batimos hasta conseguir la textura deseada.

Papilla sabor petit suisse

  1. Lava y trocea las fresas, los arándanos y las frambuesas.
  2. Bate la fruta junto al requesón o yogurt hasta conseguir la textura deseada.

Receta completa

En la alimentación infantil se han generado numerosas controversias debido a los nuevos métodos como el Baby Led Weaning (alimentación dirigida) o las formas de introducir los alimentos. La Asociación Española de Pediatría recomienda lactancia materna exclusiva o artificial hasta los 6 meses y a partir del medio año la introducción de todo tipo de frutas y verduras (con ciertas excepciones) siempre respetando la regla de los 3 días. Esta regla consiste en darle un nuevo alimento, por ejemplo manzana durante 3 días para comprobar que no tiene alergia y así sucesivamente.

Papilla de frutas con cerealesPapilla de frutas con cereales

Antiguamente se creía que retrasar la ingesta de alimentos altamente alergénicos como la fresa o el melocotón descendía el riesgo de alergia, pero los nuevos estudios han demostrado que no es así. Todavía a día de hoy, hay muchos sanitarios no actualizados que siguen fraccionando la introducción de frutas por meses, por ello los padres deben de estar informados. Si la alimentación dirigida no es tu método, si tienes miedo a los atragantamientos y prefieres los triturados, aquí te traemos tres tipos de papillas de frutas para disfrutar de nuevos sabores con todas las vitaminas y nutrientes necesarios para los más pequeños.

Elaboración de papilla de frutas

Para la elaboración de nuestra primera papilla vamos a pelar las frutas con piel y lavar las fresas. Las troceamos, echamos en una cazuela y cubrimos con agua. Añadimos la vaina de vainilla o la cucharadita de canela y poner a hervir a fuego alto durante 15 minutos. Una vez que retiramos del fuego dejamos enfriar, retiramos la vaina de vainilla, trituramos y guardamos en un bote hermético en la nevera. Esta papilla es ideal para dejar preparada ya que al estar al fruta hervida no se oxida y se puede llevar a cualquier parte sin que se estropee con tanta facilidad. Con esta cantidad tendremos para 3 potitos, puedes congelar y guardar para más ocasiones.

Fotografía de una papilla de frutas con cerealesFotografía de una papilla de frutas con cereales

En la segunda papilla coceremos el arroz o el mijo hasta que se quede bien blandito. Exprimimos media naranja y pelamos la fruta. Juntamos el zumo, la fruta y el arroz o mijo y trituramos. Esta papilla es ideal para la introducción de los cereales sin gluten. Si quieres hacerla de forma expres, usa los vasitos de arroz ya cocidos. Recuerda que la introducción de galletas, como las galletas maría no están aconsejados por su alto contenido en azúcares. Es aconsejable consumir este tipo de papilla al momento para que la fruta no se oxide. Si quieres que aguante un par de horas, echa unas gotitas de limón y guarda en un bote hermético.

Para finalizar, la tercera papilla será para bebés mayores de 9 meses, dado que los lácteos como el queso, yogurt... sólo pueden darse a partir de este tiempo. Recuerda que la leche será para mayores de 12 meses por su alto contenido en proteínas. Así que, lava los frutos rojos bien y tritura con el requesón o yogurt. Esta papilla suele ser de sus favoritas y el sabor es muy parecido al petit suisse aunque mucho más sano. También puedes añadir otras frutas como el plátano para darle un toque diferente. Lo bueno de todas estas papillas es que puedes ir intercambiando todas las frutas por frutas de temporada o las favoritas de tus hijos, estos tan sólo son ejemplos que pueden ayudarte en tu día a día.

Te puede interesar

Comentarios