Menú
Crema de kale y espinacas
45 min. | Baja

Crema de kale y espinacas

El kale es un producto que está de moda con el cual se pueden hacer zumos, ensaladas e incluso cremas. Sigue esta estupenda receta de crema de kale y espinacas y disfruta de esta popular hortaliza.

Receta archivada en: Verduras y hortalizas, Guisos, Platos principales

Ingredientes para Menos 4 Más personas

Receta completa

El kale es un alimento que cada vez esta más de moda. La popular hortaliza no es más que la clásica col rizada de color verde que tiene una alta cantidad de beneficios directos para la salud, además de portar una gran variedad de nutrientes. Entre sus beneficios más llamativos, añade muy pocas calorías y ayuda a mejorar el transito intestinal con su poder antioxidante. Para disfrutar de este alimento tan de moda puedes prepararte zumos, ensaladas e incluso cremas de verduras deliciosas. En Bekia Cocina te contamos cómo realizar una crema de kale y espinacas que se convertirá en una de tus comidas favoritas.

Una de las claves importantes para hacer esta crema es picar lo más fino posible las verdurasUna de las claves importantes para hacer esta crema es picar lo más fino posible las verduras

Elaboración

El primer paso para realizar la receta es lavar previamente el kale y las espinacas, y secarlas bien en un colador para posteriormente comenzar a hacer la crema de verduras. Separa los talles del kale y las espinacas, y posteriormente pica lo más fino posible ambas verduras. Aprovecha para trocear también el diente de ajo. Mientras tanto pon una olla en el fuego e incorpora la cucharada de aceite y el ajo cortado lo más pequeño posible.

Cuando este lo suficientemente caliente, añade el kale y cuando comience a mermarse añade también las espinacas. El siguiente paso es añadir el caldo de verduras, de cualquier marca o preferiblemente natural, y añade la sal y pimienta a tu propio gusto. Cuando el caldo y las verduras lleguen a la ebullición, baja el fuego a una temperatura media y pon la tapa durante al menos quince o veinte minutos aproximadamente. Mientras la crema se va haciendo en el fuego, aparta el queso freso y trocéalo lo máximo posible con un cuchillo o un tenedor incluso.

A esta deliciosa crema puedes añadirle pipas de calabaza, huevo duro o picatostes si lo deseasA esta deliciosa crema puedes añadirle pipas de calabaza, huevo duro o picatostes si lo deseas

Cuando el tiempo de cocción finalice, añade el queso y alarga la mezcla en el fuego cinco minutos para que el queso se derrita. Seguidamente vierte toda la mezcla en una batidora y enciéndela hasta que quede una mezcla lo más homogénea posible. Por último, prueba la crema y añádele hierbabuena o más sal en función de cuál haya sido el resultado. También puedes añadirle semillas de calabaza, picatostes y huevo duro para agregar sabor a la comida además de nutrientes, y así completar un plato de lo más sano que no tardarás en repetir.

Te puede interesar

Comentarios