Menú
Colorante

Colorante

Los colorantes alimentarios son aditivos que se utilizan en los alimentos para aportar color. Normalmente se suelen usar en las bebidas. Cuando están presentes en los alimentos se consideran naturales, sin embargo, si son añadidos durante el preparado, se consideran artificiales. Se necesita muy poca cantidad para apreciar sus efectos. A veces los colorantes se asocian a sabores, y es que pueden llegar a influir en el sabor percibido, como por ejemplo en el vino o las golosinas. Es ese el motivo por el que las industrias alimentarias añaden colorante a algunos productos, simulando un color para atraer la atención de los consumidores. Existen colorante alimentarios naturales, que son: el lipoceno, es un colorante rojo; betanina, es el colorante de color rojo o morado que se extrae de la remolacha; oleoresina de pimentón, el rojo oscuro; bixina, que es un tinte rojo anaranjado; curcumina, un color amarillo anaranjado; y clorofila, es de color verde. En alimentación, la mayoría de los productos del mercado llevan colorante artificial, lo que hace que los productos terminen pareciendo más naturales para que el consumidor no lo rechace. Algunos alimentos se han aceptado con estos colorantes, como los caramelos, los refrescos, las gelatinas, los helados, los postres, salchichas, condimentos para ensaladas, cereales o pan. Los colorante alimentarios pueden utilizarse para teñir tejidos, pero no suelen soportar bien el lavado si se usan en algodón, cáñamo y otras fibras vegetales.

Recetas con Colorante