Menú
Consejos para freír un huevo

Consejos para freír un huevo

No todo el mundo sabe cómo freír un huevo correctamente, por eso no te pierdas estos consejos fáciles para conseguirlo.

¿Sabes cómo freír un huevo correctamente? Freír un huevo puede parecer a primera vista la cosa más fácil y sencilla del mundo, pero aunque no lo creas existe todo un arte en torno a cómo freír un huevo y que quede perfecto para poder disfrutarlo.

Son muchas las personas que no se atreven a freírlo por temor a que no quede bien o porque pueda salpicar en exceso al contacto con el aceite. En dichos casos no debes por qué preocuparte ya que con los siguientes consejos y pautas que te voy a dar, no tendrás ningún tipo de problema a la hora de freír un huevo y de poder degustarlo cuando quieras junto a tu familia o amigos.

Ingredientes para freír un huevo

- Aceite de oliva virgen extra

- Un huevo

- Sal

Consejos a la hora de freír un huevo

Fríe el huevo a temperatura ambiente

Si quieres que no te salte nunca más el aceite a la hora de hacerlo, lo primero es importante que frías el huevo a temperatura ambiente y lo saques de la nevera una hora antes de hacerlo. Con este truco no tendrás que preocuparte nunca más por la cantidad de aceite que salta de la sartén y podrás freír el huevo sin ningún tipo de problema.

Recuerda añadir el huevo  a temperatura ambienteRecuerda añadir el huevo a temperatura ambiente

Pon el huevo en un cuenco

Otro truco bastante práctico y sencillo consiste en no echar directamente el huevo a la sartén y añadirlo antes a un pequeño cuenco. Una vez que el aceite esté bastante caliente, añade el huevo y conseguirás hacerlo de una manera perfecta.

No frías varios huevos a la vez

El tercer consejo es que no intentes freír varios huevos a la vez ya que provocarás que la temperatura del aceite baje en exceso y los huevos no se hagan correctamente. Ve haciéndolos de uno y en uno para que se frían de forma perfecta y puedas disfrutar de todo su sabor.

Pasos para freír un huevo

Primer paso

En primer lugar coge una sartén no muy grande y pon a calentar un poco de aceite en la misma. Espera a que el aceite se caliente pero sin dejar que humeee ya que se podría quemar el aceite.

Segundo paso

Acto seguido añade el huevo a temperatura ambiente y con la ayuda de una espumadera, ve explotando las burbujas que se forman alrededor de la clara. Seguidamente ve echando con la propia espumadera, un poco de aceite encima de la yema del huevo para conseguir que se haga.

Añade un poco de sal para darle el toque final al huevoAñade un poco de sal para darle el toque final al huevo

Tercer paso

Ya sólo queda tener mucho cuidado y coger el huevo con la ayuda de la espumadera. Al cogerlo agita un poco el huevo para eliminar el exceso de aceite y ponlo en un plato.

Añade un poco de sal fina por encima de la yema para darle el toque final y ya está listo el huevo para que lo puedas disfrutar con lo que tú quieras, ya sea con un poco de pan o con unas patatas fritas crujientes.

Como has podido ver y comprobar en este artículo, no es nada difícil freír un huevo y teniendo en cuenta una serie de consejos y pautas, podrás freír un huevo perfecto sin problemas y disfrutar del mismo ya sea en la comida o en la cena. No te lo pienses más y ponte manos a la obra a freír un delicioso y exquisito huevo.

Te puede interesar

Comentarios